viernes, 18 de marzo de 2011

A PROPOSITO DEL DIA INTERNACIONAL DE LA MUJER

En este mes de marzo celebramos el día internacional de la mujer, generalmente pidiendo más equidad y justicia para que el sexo femenino pueda disfrutar de todos sus derechos como seres humanos.
Casi todos los años me refiero a esta celebración escribiendo sobre los cambios necesarios para que la mujer tenga una mejor vida conyugal y amorosa. A mi entender lo que más necesitamos es que la mujer aprenda a disfrutar plenamente de sus capacidades eróticas y que desarrolle la habilidad necesaria para exigir adecuadamente el respeto de su compañero. Y sobre eso escribí el año pasado para esta fecha.
Pero este año deseo tocar un punto nuevo relacionado con el hecho de que ha aumentado la expectativa de vida femenina. Hoy las mujeres viven más que antes, en parte debido a los adelantos de la medicina y las demás ciencias de la salud, en parte porque las condiciones de vida han mejorado en los últimos años. Hoy tenemos más agua potable, casas más confortables, mejores alimentos disponibles, etc.
Al vivir más tiempo, se aumenta para muchas mujeres, la posibilidad llegar a la tercera edad. Y hoy quiero referirme a la necesidad de que nuestras mujeres aprendan a envejecer adecuadamente.


Cuando una mujer pasa los 50 años debería tener en cuenta estos 5 puntos:
1 Es importante reconocer que los hijos ya son adultos. Aunque puedes desear que volvieran a ser niños no podemos tratarlos como si lo fueran. Debemos respetar su estilo de vida, sus costumbres y opiniones, aunque no coincidan con las nuestras.
De igual manera tus hijos deben respetar tus gustos, tus ideas y costumbres. Habla claramente con ellos de tus inquietudes y necesidades. Ante un problema no te quejes, eso puede perjudicar las relaciones familiares. Mejor piensa que persona te puede ayudar y explícale lo más claro que puedas lo que te ocurre.
2 Ser abuela es una gran oportunidad para disfrutar, ser útil y sentirte útil. Recuerda que te gustaba hacer con tus abuelos: jugar, aprender cosas, descubrir la historia familiar, etc. Trata de evitar lo que te disgustaba de tus abuelos.
Entre más conozcas a tus nietos, mejor te saldrán las cosas. Al jugar con ellos conversa sobre sus gustos e intereses. Muestra interés por sus cosas y piensa que no es necesario que estén de acuerdo contigo. Si tu respetas las diferencias le estas enseñando tolerancia a tus nietos.
3 Ahora que tus hijos han crecido, y tienen su propia vida, tú cuentas con más tiempo libre. Piensa y organízate para emplear tu tiempo en actividades que te produzcan bienestar y felicidad. Dedica la mayoría de tu tiempo libre para hacer las cosas que te hagan sentir mejor contigo misma.
Habla claramente con tus familiares sobre cómo vas a utilizar tu tiempo y las actividades que quieres hacer. Puedes oír sus opiniones, pero al final, la decisión debe ser tuya.
4 Proporciona a tus hijos toda la ayuda que creas que debes y puedes dar, pero recuerda también que tienes derecho a colocar límites a sus peticiones, y también a decir NO.
No asumas obligaciones ni te comprometas a hacer cosas que pueden llevarte después a arrepentirte de dichos compromisos. El reservarte tiempo para ti no quiere decir que tú quieras menos a tus hijos o a tus nietos.
5 Conserva tus amistades. Dedícales tiempo y esfuerzo porque siempre es necesario contar con buenos amigos y amigas.
Me gustaría invitarte a conversar sobre esta etapa de vida con aquellas amigas con las que compartes hoy tus otras inquietudes.

EDUCACION SEXUAL PARA ADULTOS: CURSO GRATUITO ON LINE
 
LIBRO DISFRUTANDO EL MATRIMONIO

No hay comentarios:

Publicar un comentario